La Mixomatosis, la enfermedad del conejo en el Corredor Verde

Conejo enfermo de Fitomatosis

Conejo enfermo de Fitomatosis

La enfermedad de la Mixomatosis  hace estragos entre la comunidad de conejos.

> Según nuestro amigo Jocile, “advertiros de que ver a estos conejos con esta grave enfermedad puede no ser agradable para algunos de vosotros/as pero es la cruda realidad de lo que cada año por estas fechas ocurre en nuestros campos y por ende también en nuestro Corredor Verde”.

En algunas escenas se puede apreciar como el animal, al encontrarse practicamente ciego, cambia de dirección constantemente toda vez que tropieza con cualquier ostáculo y esto hace que esté totalmente indefenso.

“La mixomatosis es una enfermedad infecciosa vírica, producida por el virus Mixomatosum sanarelli, está muy extendida en la península Ibérica. El virus es transmitido por artrópodos (mosquitos, pulgas…) o por contacto directo. Esta enfermedad afecta tanto a conejos domésticos como a silvestres. El período de incubación es de 2 a 8 días.

La mixomatosis se da en diversas formas:

Forma clásica o nodular: se manifiesta con conjuntivitis, edema a nivel de párpados, nariz, boca, genitales…. Material mucopurulento de color blanco-amarillento, alrededor del ojo y de la nariz, inflamación de los párpados y alrededor del ojo causando el cierre temporal del mismo Presencia de nódulos (mixomas) sobretodo en la zona sin pelo. El animal tiene dificultad para alimentarse. En la hembra podemos observar abortos, infertilidad, y los gazapos son poco vitales.
* En la forma aguda la muerte ocurre después de 10/18 días después del inicio de los síntomas.
* En la forma subaguda después de los 20 a 30 días.
* En la forma crónica puede haber una curación espontánea, sino interviene una infección secundaria de origen bacteriana.
* Forma respiratoria: Se manifiesta con conjuntivitis, rinitis, lagrimeo, goteo nasal mucopurulento, edema de los genitales.

Esta enfermedad se descubrió en 1896 en Montevideo. Posteriormente se extendió por las poblaciones suramericanas de conejos silvestres. Sin embargo era ésta una cepa menos virulenta que la que se introdujo en Australia en 1950, que redujo la población drásticamente (de 600 a 100 millones en dos años).

Introducida artificialmente en Francia en 1952, se extendió por el continente europeo de forma natural y diezmó la población francesa en 2 años (90% de mortalidad). La mixomatosis, junto con la neumonía hemorragicovírica, es la causante del declive del conejo en la Península Ibérica, lo que ha causado la decadencia de animales emblemáticos como el lince ibérico o el águila imperial ibérica.

Actualmente se esta ensayando un método encaminado a usar los vectores naturales de propagación. Dichos vectores transportan en lugar del virus parásito, un virus saprófito con capacidad inmunizante”.