• Home »
  • Noticias »
  • Se va confirmando el pronóstico; tren de borrascas a la vista para Navidad

Se va confirmando el pronóstico; tren de borrascas a la vista para Navidad

trenbCuenta atrás para una importante pulsación de inestabilidad sobre España

La primera semana de Navidades estará pasada por agua en numerosas localidades.

EL pasado día 14 se anunciaba la entrada de las altas presiones pero que, se esperaban cambios muy importantes en la última semana del mes, que nos devolverían a un tiempo muy inestable y por supuesto las lluvias.

Durante estos últimos días los modelos nos han estado enseñando estos cambios de una forma más clara, sin olvidar nunca que hablamos de plazos muy largos. Pero al igual que cuando los modelos ven de forma clara un centro de altas presiones muy robusto y extenso a largo plazo, nos da un grado de fiabilidad algo mayor. Lo mismo ocurre cuando hacen lo mismo con un área tan extensa de actividad ciclónica como la que ya comenzamos a ver salida tras salida.

En este caso los modelos ven claramente como durante la última semana del mes se va a volver a producir una nueva pulsación de aire frío sobre el Atlántico norte, que va a generar una actividad ciclónica muy importante. 

Modelo GFS

Tal y como se pensaba la semana pasada, que entre un anticiclón robusto y extenso en diciembre no quiere decir que volvamos a las andadas. El anticiclón es parte de nuestro clima y lo normal es que se alterne con la entrada de las bajas Atlánticas en Otoño e Invierno, incluso en los años más lluviosos.

 

Desde el pasado día 22 la dinámica que observamos es muy distinta a la que arrastrábamos en los últimos tiempos. Lo que va a suceder dentro de poco más de una semana volverá a demostrarlo.

Las lluvias van a llegar a la mayor parte del país y los temporales Atlánticos de lluvia, viento y oleaje van a afectar a numerosas localidades.

En los próximos días los modelos nos van a mostrar diferentes configuraciones de bajas presiones entrando por el Oeste de Europa. No debemos fijarnos en la posición de los núcleos o presiones mínimas. Lo que vamos a ver es una caída muy importante de los geopotenciales al Oeste de Europa, que responde al aire frío que del que hablábamos la semana pasada. Esta configuración alimentará la gestación de centros de bajas presiones muy profundos y extensos, con posibles centros secundarios. Un “caldo de cultivo” para los temporales Atlánticos.

Para muestra la última salida del modelo Europeo en la que se aprecian en colores morados los geopotenciales bajísimos que vamos a tener la última semana del mes al Oeste de Europa.

En la última pulsación tuvimos un temporal de viento y lluvia (ANA) sobre amplias zonas de España y otros puntos de Europa. Las nevadas fueron protagonistas y en esta ocasión también tendremos que vigilar su evolución, ya que el potencial de desarrollo de eventos extremos va a ser elevado en Europa.

Por lo tanto, vemos más cerca los cambios anunciados, con una configuración en las salidas de los modelos numéricos que se asemeja cada vez más al escenario que esperamos.